Síntesis informativa - La arqueología subacuática en México hoy

Colnal | 22 mayo 2019
Síntesis informativa - La arqueología subacuática en México hoy

Colnal | 22 mayo 2019

 

Ciclo de conferencias La arqueología hoy | La arqueología subacuática en México hoy

 

● Vamos a traer siempre a líderes en la materia, y con ello vamos a tratar de dar a conocer lo último en la arqueología: Leonardo López Luján

● El rango de acción de la arqueología subacuática hoy está creciendo, se está ampliado tanto en el tiempo como en el espacio: Roberto Junco Sánchez

● En arqueología subacuática estamos muy conscientes de nuestro rol de científicos, pero también de contadores de historias: Roberto Junco Sánchez

 

Con la conferencia La arqueología subacuática en México hoy impartida el pasado miércoles por Roberto Junco Sánchez, subdirector de Arqueología Subacuática del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), se inauguró el ciclo de conferencias La arqueología hoy, coordinado por el miembro de El Colegio Nacional (Colnal) Leonardo López Luján.

Al inició el colegiado expuso que el propósito del ciclo es crear un panorama de la arqueología, disciplina que en los últimos años ha revolucionado su conocimiento: “vamos a traer siempre a líderes en la materia, y con ello vamos a tratar de dar a conocer lo último en la arqueología. Hablaremos de hallazgos muy importantes, también de avances técnicos, metodológicos y teóricos”.

A manera de introducción, López Luján hizo un recorrido de las exploraciones subacuáticas en México que se remontó hasta los antiguos mesoamericanos, basándose en los registros de algunos códices; retomó figuras como la de Francisco del Paso y Troncoso —organizador en 1890 de la comisión científica que introdujo buzos en Villa Rica, Veracruz, para buscar vestigios de las naves de Hernán Cortés— y la de Edward Herbert Thompson —norteamericano que utilizó maquinaria pesada en el cenote de Chichén Itzá de 1904 a 1911 para sacar lo que se encontrara en su camino. En este examen de antecedentes también hizo mención del Club de Exploraciones y Deportes Acuáticos de México (CEDAM), un grupo de buzos aficionados que muchas veces trabajaron de la mano del INAH y de la National Geographic Society.

La exposición de antecedentes de la arqueología subacuática en México terminó con un reconocimiento a Pilar Luna Erreguerena que se encontraba entre el público: “ella es quien funda en 1980 lo que entonces era un departamento de arqueología subacuática del INAH. Y con eso se posicionó la arqueología mexicana a escala mundial. Desde entonces la gran misión ha sido, entre otras cosas, detener el saqueo brutal que sufría todo nuestro patrimonio sumergido. Gracias a la iniciativa de Pilar, ahora nuestra institución juega un papel líder en la Unesco y hay toda una legislación que protege lo que está debajo del agua”, explicó el colegiado.

En un ejercicio de divulgación científica, Roberto Junco Sánchez expuso algunos proyectos emblemáticos que se llevan a cabo actualmente en la subdirección que está a su cargo. Comenzó explicando una de las técnicas principales que adoptó su equipo, la fotogrametría, que consiste en la elaboración de planos y mapas 3D a partir de un sinnúmero de fotografías: “esta técnica nos brinda tres ventajas: la posibilidad de monitorear los sitios y detectar modificaciones, la posibilidad de desarrollar investigación de gabinete y por lo tanto de ahorrar costos, y la posibilidad de difundir el patrimonio cultural subacuático”.

Primero se refirió al "Proyecto Mina", dirigido por Pilar Luna Erreguerena y desarrollado en Quintana Roo, donde se está tratando de obtener evidencia de actividad humana en un cenote: “Aquí por ejemplo pueden ver la fotogrametría de un pequeño infante de 10 años localizado adentro. Nadie ha visto esta imagen salvo unos cuantos científicos. Es uno de los nuevos esqueletos que estamos por estudiar”. El directivo del INAH explicó que lo interesante del "Proyecto Mina" es que explora túneles subacuáticos que hace 7 mil años no estaban sumergidos, sino que eran cuevas de las que probablemente aquellos humanos obtenían ocre, un mineral que pinta de color rojizo y que ha sido muy utilizado por las culturas del mundo.  

Seguidamente se refirió a la reanudación del "Proyecto Media Luna" que Pilar Luna Erreguerena desarrolló en San Luis Potosí en los años ochenta: “le estamos dando continuidad con estas nuevas técnicas y con estas nuevas preguntas que nos estamos haciendo hoy”.

Tras exponer los dos proyectos, enfatizó que los contextos que investigan se remontan, como el esqueleto referido, a 9 o 10 mil años de antigüedad: “en el tiempo estamos trabajando con contextos mucho más antiguos, de los primeros pobladores de estos territorios, hasta contextos del siglo XX.  Geográficamente también abarcamos varias zonas del país, desde la Baja California hasta Quintana Roo, pasando por estos cuerpos interiores de agua. El rango de acción de la arqueología subacuática hoy está creciendo, se está ampliado tanto en el tiempo como en el espacio. No nos estamos concentrando nada más en cosas prehispánicas o coloniales, sino también en otros periodos como es el caso del cañonero Tampico, un buque de la Revolución mexicana”.

“En arqueología subacuática estamos muy conscientes de nuestro rol de científicos, pero también de contadores de historias” comentó Junco para referirse a la investigación sobre el cañonero Tampico, un buque que se hundió en la única batalla naval del periodo de la Revolución mexicana, llevada a cabo en las costas de Topolobampo, Sinaloa, y anunció que harán un documental sobre este episodio de la historia mexicana.

Al hablar del "Proyecto Acapulco" destacó que “ya no hacemos sólo cosas bajo el agua los arqueólogos subacuáticos, sino que también hacemos cosas en tierra, estamos de anfibios, cocodrileando, porque hay muchos sitios que no se pueden explicar solamente desde la perspectiva subacuática sino que hay que integrar la parte terrestre”. El proyecto busca reconstruir la vida del Acapulco colonial y explorar el horizonte de comunicación comercial que une el archipiélago de Filipinas, Acapulco, la Ciudad de México, Veracruz y Sevilla.

El último proyecto del que habló Roberto Junco del INAH fue el llamado "Tras los pasos de el Paso y Troncoso y los barcos hundidos de Cortés", que se desarrolla en Villa Rica, Veracruz, donde se estableció el primer asentamiento europeo en América y retoma la investigación de Francisco del Paso y Troncoso, que en las postrimerías del siglo XIX organizó la comisión científica de Cempoala para buscar restos de las embarcaciones taladradas por Hernán Cortés en el siglo XVI. “Antes de Francisco del Paso y Troncoso ya había habido exploraciones subacuáticas, pero con fines comerciales. Científicamente hablando, en una concepción más moderna de la arqueología, es de los primeros a nivel mundial.”, presumió el arqueólogo.

Roberto Junco Sánchez terminó su participación enfatizando el interés de la subdirección de Arqueología Subacuática del INAH en divulgar las investigaciones que lleva a cabo y abundó sobre las estrategias adoptadas para este propósito: elaboración de cómics, obras de teatro, colaboración con artistas contemporáneos, participación en todo tipo de foros, exposiciones itinerantes. “Por todo esto, el año pasado la Unesco nos entregó el reconocimiento en Mejores Prácticas de Difusión de la Arqueología Subacuática”, concluyó el funcionario.

Al final, Leonardo López Luján destacó la importancia de la labor del equipo de la subdirección de Arqueología Subacuática: “hemos podido recuperar esto que generalmente se nos escapaba de las manos. Los contextos no sólo eran destruidos sino que los vestigios eran exportados al extranjero. El saqueo es difícil de detenerlo porque somos muy pocos profesionales en el INAH. Somos 400 arqueólogos para algo que es tan gigantesco como el patrimonio de este país que está por el sexto u octavo lugar en nivel de riqueza patrimonial a nivel mundial”.  

La próxima sesión del ciclo La arqueología hoy se llevará a cabo el 12 de junio con la conferencia Descubrimientos recientes en Teotihuacan: excavaciones en la Plaza de las Columnas, impartida por padre e hija, Saburo Sugiyama y Nawa Sugiyama, quienes, entre otros temas, hablaran de la llegada de los mayas a Teotihuacan.

 

Puede consultar la actividad completa en el canal de YouTube de El Colegio Nacional:  https://www.youtube.com/watch?v=zkGh16kGpUQ

 

¿Quieres recibir nuestro boletín semanal?  

Da clic aquí